Herramientas de Accesibilidad

Skip to main content

#TrasLaVerdad

Se acumulan los problemas penales y polítcos al presidente

El presidente no ha podido dormir; ni sus pastillas de diazepam le hacen conciliar el sueño.
Se acumulan los problemas penales y polítcos al presidente

AMLO debiera hacerse una limpia para que los malos espíritus lo dejen de molestar.

Los últimos meses del mandato de López Obrador, son y seguirán siendo un verdadero calvario. El hombre que se dedica a denostar a todos, esta vez él ha sido el denostado.

Desde el extranjero lo persiguen los problemas. Las acusaciones de haber recibido cantidades millonarias en dólares del cartel de Sinaloa, no lo dejan dormir. Se molesta, pero no denuncia al reportero que desveló la información.

Lugo vendrían otros datos, más detalles de la entrega de dinero, la periodista Anabel Hernández, brinda datos de sus entrevistas con aquellos que dieron dinero a la campaña de 2006 de López Obrador. Y afirma tener más información.

Luego, reporteros de Latinus, Loret de Mola entre ellos, confirman y entrevistan a uno de los delincuentes (con pasamontañas) quien dio datos precisos de las personas que dieron grandes cantidades de dinero para la campaña de AMLO. Luego secunda la misma información una periodista mexicana, Anabel Hernández García, la que también proporciona datos de los dineros recibidos por gente del entonces candidato para su campaña; millones de dólares del narco mezclados en política morenista. A Mario Delgado, dirigente de Morena, también relacionado con la delincuencia organizada, el huachicol para financiar campañas

Nunca ha sido creíble la versión de AMLO cuando afirmó que vive con 200 pesos en la cartera; no sabe usar cuentas de cheques y no tiene cuentas en Bancos ni usa tarjetas de crédito. Entonces ¿De dónde tanto dinero para sus larguísimas giras en todo el territorio nacional y el extranjero? Nada concuerda con las mentiras del presidente.

Legisladores norteamericanos piden al gobierno de Joe Biden, intervenir directamente en México para combatir a los carteles que amenazan la seguridad de aquel país, por el trafico de estupefacientes y la tolerancia del gobierno de López Obrador, conocido, dicen, como AMLO.

Luego se molesta López por el éxito del #Hashtag de 170 millones de repeticiones con la leyenda #NarcoPresidenteAMLO. No era para menos, no me refiero a la molestia del mandatario; no, a la respuesta de millones de mexicanas y mexicanos que identifican y relacionan a López, no solo por la información dada a conocer desde el extranjero, también por su permisivo gobierno con la delincuencia de todo tipo.

El presidente no ha podido dormir; ni sus pastillas de diazepam le hacen conciliar el sueño.

Luego se le vino encima la marea rosa y blanca. Miles y miles de mexicanas y mexicanos en toda la extensión territorial de la República Mexicana se manifestaron en contra de los ataques al sistema democrático que nos garantiza libertades. AMLO se volvió a irritar, se exasperó, se enfureció, se alteró ante la avalancha ciudadana que lo increpó a las afueras de sus ilegales aposentos, dado que había asegurado que ni en los Pinos viviría, que él continuaría habitando en su domicilio. No lo hizo, tomó sus cachivaches y se fue a vivir a Palacio Nacional. Miles le gritaron la frase del hashtag. El repudio de la sociedad hastiada de por sus constantes abusos.

Para el pasado martes 20, el presidente volvió a exasperarse por la cobertura que dieron los medios de comunicación a las concentraciones en más de 100 ciudades. Explotó en su mañanera. Total, con tantos corajes un día de estos se enferma más de lo que ya está ¡Sus mañaneras ya no llaman la atención!

El presidente hubiera querido que no se informara de las concentraciones en su contra, que todo quedara en silencio sobre el enorme molestar ciudadano por sus arteros ataques a las personas e instituciones y los abusos que aún están por venir. AMLO no se imaginó lo que le esperaba, consecuencia de su autoritarismo. El presidente sabe que no puede hacer concentración alguna de acarreados, existe veda electoral.

El colmo de los colmos. Los medios de comunicación no le dieron la importancia que hubiese querido López al registro de su “corcholata”. Otro poco y pasa desapercibido. Ese acto sí que fue ignorado por los medios, dada la importancia que dieron y tuvieron las concentraciones ciudadanas en defensa de la democracia que pretende destruir el presidente López.

La “corcholata” pidió que su registro fuese en la explanada del INE para poder llenarla con sus tradicionales acarreados; ni eso pudieron cumplir; todos se habían ido a la concentración del Zócalo. Más molestias para AMLO que se traducen en seris problemas electorales de su candidata.

Luego, el partido que le sirve de esquirol, aparte del PT y Morena, compró serios problemas después de la borrachera del gobernador de Nuevo León y el aspirante a la Presidencia, Jorge Álvarez Máynez. Se les fue Patricia Mercado, la vocera de MC, dado el desorden que trae Dante Delgado, dirigente nacional y sus huestes. Cada vez se hunden más. No podrán dividir el voto de la oposición, falló la estrategia electoral de AMLO.

Más dilemas sin solución para el presidente que ha logrado romper el récord con su hashtag #NarcoPresidenteAMLO. Los problemas se le acumulan, entra en franca desesperación.



Héctor Parra Rodríguez

No mentiras, corrupción ni impunidad. Defiendo la verdad, objetividad, solidaridad y la tolerancia. Columnista libre, comentarista en la radio y Abogado.
0
Shares