#EspeciesInteresantes

No te quejes de tu vida amorosa, #EspeciesInteresantes

No te quejes de tu vida amorosa, #EspeciesInteresantes
 |  Ciencia
No te quejes de tu vida amorosa, #EspeciesInteresantes

La "carrera de los salmones" es el período en que el salmón migra desde el océano, remontando el río en el que nació hasta la parte alta donde freza en lechos de grava. Después de la freza, todos los salmones del Pacífico y la mayoría de los salmones del Atlántico mueren y el ciclo de vida del salmón comienza otra vez.

Si el ser humano tuviera que pasar por un proceso tan traumático para poder reproducirse, muy probablemente no habría problemas de sobrepoblación humana.

El salmón no es el único pez que se reproduce pasando por el proceso tan complicado de migrar desde el océano hasta las aguas calmas de la fuente de un río. Comparativamente, Lentipes concolor desarrolla una hazaña aún mayor.

Lentipes concolor es un pequeño pez de la familia de los gobios que es endémico de las Islas Hawaii y tiene su hábitat viajando entre las profundidades marinas y las aguas dulces de los ríos que recorren dichas islas del Pacífico. Los machos pueden llegar a alcanzar los 7 cm de longitud total y las hembras 6 cm. A primera vista no es una especie particularmente llamativa, pero destacan por una característica única entre la vida marina del planeta: son capaces de escalar cascadas.

Se le conoce como ‘O‘opu ‘alamo‘o y ‘o‘opu hi‘u koleis. La especie recibió este nombre originario porque es el único pez de río autóctono de esta cadena de islas. A pesar de abundar en Hawaii, han sido poco estudiados. Su nombre común en español sería gobi de agua dulce, pero son muy diferentes a los que conocemos en México.

Son omnívoros, se alimentan de algas, gusanos, insectos, siendo pequeños ‘öpae kuahiwi (camarón de montaña) su alimento favorito. A su vez, son comidos por algunos tipos de aves, otros peces nativos y también son consumidos por el ser humano.

Hamakua es una de las provincias al noreste de la isla de Hawaii. Además de tener playas paradisíacas, cuenta con la población de peces ‘O’opu más grande del mundo. Por esta razón, es relativamente sencillo observarlos realizar sus hazañas evolutivas. A diferencia de otras especies más vistosas que se pueden encontrar en los arrecifes cercanos, estos animales tienen la capacidad de escalar las piedras de las cascadas locales. Entre el calor y la humedad de la selva, la especie emprende viajes reproductivos para poner sus huevecillos a salvo, lejos de los depredadores en el mar.

Estos pequeños peces debajo de la cabeza poseen una especie de ventosa originada a partir de dos aletas ventrales fusionadas que les sirve para aferrarse a las rocas y no ser arrastrados por las corrientes del agua de los ríos. Hasta aquí todo normal, ya que hay muchos tipos de peces que utilizan técnicas similares, pero Lentipes concolor lo utiliza para un trabajo curioso: para trepar cascadas.

En un río, las aguas de zonas más altas, por inaccesibles, regularmente son las que menos depredadores y menos competencia por el alimento poseen. Si además, hay una cascada en medio de la corriente, el hecho de encontrar otro pez que pueda comerte se reduce mucho.

Lo extraordinario de estos titanes con agallas es que, no remontean cascadas de 2 o 3 metros, sino que llegan a remontar cascadas de más de 100 metros de altura (cascadas Akaka) e incluso de más de 300 metros de altura (cascadas Hi'Ilawe). De acuerdo con un estudio realizado por National Science Foundation, el equivalente de escalar 100m de cascada para los cuerpos de los ‘O’opu representaría como subir a pie el Monte Everest para un ser humano. Si, encima, tiene la mala suerte de dar un paso en falso y le falla la ventosa, la caída libre es mortal por necesidad.

oopu03

Durante la temporada de lluvias, cuando las cascadas tienen un caudal más poderoso, la especie emprende sus escalinatas anuales. A pesar de las gotas que les caen encima como bombas y que solo llegan los más fuertes, los pequeños 'o'opus se dirigen hacia la parte de arriba con total decisión.

Una vez arriba, los peces se encuentran con remansos de aguas más tranquilas, donde alimentarse y reproducirse con total tranquilidad. Establecen sus "nidos" debajo de las rocas o en pequeñas cuevas, lejos del flujo principal del río. Los huevos eclosionan en dos o tres días después de ser depositados, entonces son acarreados al océano por la corriente, deben llegar al mar en 4 días o menos, para que las larvas puedan sobrevivir. Una vez en el mar, podrían descender hasta los 1,000 metros de profundidad, donde pasarán algunos meses en estado postlarva, formando parte del plankton oceánico, hasta alcanzar su etapa juvenil. Posteriormente volverán al río para alcanzar la etapa adulta y volver a subir por las impresionantes paredes rocosas en un eterno ciclo.

¿Y tú no eres capaz de invitar a salir a tu crush? Sí, sí, pobre de ti…

oopu04 1

Fuentes: National Geographic, Memento Mori, página oficial del Gobierno de Hawaii, Museo Bishop, imágenes tomadas de internet


Mario Quiron

Rock Fan Horror & Sci-Fi Fan #𝕸𝖎𝖗𝖒𝖎𝖉𝖔𝖓𝖊𝖘 #VxM

Artículos relacionados

Misiones a Marte 2020

Este año se lanzaron 3 misiones a Marte en un corto período de tiempo de 3 diferentes países, ¿cuál es el motivo?

El café y el eje intestino-cerebro.

De villano de la película a héroe paradójico. El café es una bebida popular y con muchos efectos benéficos para nuestra salud.

Por fin, muestras de sangre sin agujas

Un gran e importante avance en detección de bio-marcadores.

Primer exoesqueleto infantil del mundo listo para su comercialización internacional

Invento para la terapia física de pacientes con enfermedades neuromusculares degenerativas


© Derechos reservados CNXS. Diseñado por RedBee.
Terminos y Condiciones | Políticas Privacidad  | Publicidad | Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Back to Top