#RelatosDelFin

El astronauta

El sonido de la soledad, ¿qué podría ser lo que escuchaba Yang?
 |  Cultura

En estos #RelatosDeFin hemos visto varias historias que incluyen algún elemento sobrenatural, o tragedias que con el tiempo se han convertido en leyendas, el relato de hoy es una historia de la vida real que el tiempo ha convertido en una leyenda urbana.

Yang Liwei (nacido 21-Jun-1965) es un piloto de combate chino, y también el primer taikonauta (astronauta en chino) que China logró enviar al espacio exterior, convirtiéndose en el tercer país en concretar esa hazaña, después de la Unión Soviética y Estados Unidos.

El cohete, un lanzador Larga Marcha 2F, despegó el 15 de octubre de 2003 de la base de Jiuquan (Mongolia Interior), en el desierto de Gobi. El aterrizaje tuvo lugar 21 horas después del despegue, en un punto cercano a la base. Durante ese tiempo, el astronauta a bordo de la cápsula Shenzhou 5 (“nave divina”), dio 14 vueltas a la Tierra a 340 kilómetros de altura.

ast01 1

Recientemente, Yang publicó un artículo titulado "Un día en el espacio", describiendo su experiencia en Sina Weibo (equivalente de Twitter en China). Actualmente, se ha distribuido en los libros de texto de séptimo grado escolar en China.

En su artículo, Yang recordó varios momentos en los que pensó que no podría hacer el viaje de regreso. "Cuando el cohete se elevó a una altura de unos 30 a 40 kilómetros sobre el suelo, sentí que comenzaba a vibrar violentamente y fue extremadamente doloroso", dijo. "Entonces ocurrió el accidente. La feroz vibración estaba destrozando mi cuerpo y el dolor se había vuelto insoportable. Pensé que iba a morir", recordó Yang. En ese momento, sentado en su pequeña nave espacial Shenzhou, se repitió: "¡Resiste! Resiste solo un poco más".

ast02 1

Las vibraciones en la nave espacial por debajo de 10 Hz pueden dañar los órganos internos, poniendo en riesgo la vida, explicó Yang. El momento mortal duró 26 segundos. Cuando finalmente terminó, el taikonauta, solo en la inmensidad del espacio, sintió que había renacido.

Cuando el control de tierra finalmente vio a Yang parpadeando levemente a través de la cámara de vigilancia a bordo de la nave, sus colegas empezaron a llorar: "¡Está parpadeando! ¡Yang está vivo!". Sin embargo, no fue su experiencia más impresionante durante el viaje.

ast03 1

Este incidente, Yang lo volvió a relatar hace poco en una entrevista a Xinhua, el medio oficial chino de noticias. Aunque el artículo de Xinhua no lo dice explícitamente, esta vibración parece ser una manifestación de "pogo", una metáfora utilizada porque la acción del cohete es algo parecido a la vibración de un palo de saltar (conocido como pogo). Esto se produce cuando los motores de un cohete empujan a niveles ligeramente diferentes, provocando diferencias en la aceleración a través del cohete e introduciendo variaciones en el flujo de propulsores.

Un antecedente para lo que sucede a continuación: creo que todos reconocemos olores, sabores, lugares y sonidos familiares, así identificamos el petricor, el sabor de un buen pozole, nuestra constelación favorita y hasta el sonido del caminar de la vecina.

En su artículo Yang también describió cómo se veía la Tierra, su país y su ciudad desde el espacio. "Volé sobre Beijing y vi las montañas durante el día y las luces centelleantes por la noche. Y allí viven mis compañeros y mis seres queridos". Yang compartió una experiencia interesante en el artículo: después de varios intentos desde su cabina, no vio la Gran Muralla, que muchos creían que era la única estructura hecha por el hombre en la Tierra que se podía ver desde el espacio.

ast04 1

Durante lo que debía ser su turno para dormir, Yang tuvo la experiencia más aterradora de su vida. Algo empezó a golpear su cápsula desde afuera. El doctor Liwei asegura que no era basura cósmica golpeando el fuselaje. Él no podía ver qué era por la ventanilla de la nave, pero aseguraba que eran golpes como los que da una persona cuando está llamando a la puerta, solo que con una mano al menos seis veces más grande.

Parecían hechos de manera inteligente, en intervalos.

Yang llamó a la base para que lo ayudaran con el suceso, pero ellos no pudieron darle una explicación y le advirtieron que se preparara para lo peor. Afortunadamente el susto no pasó de ahí, ya que después de un rato se dejaron de escuchar los golpes.

ast05 1

Al regresar a tierra intentó sin éxito recrear el sonido para que expertos le ayudaran a identificarlo. Como era de esperar, la historia sobre este sonido misterioso en el espacio ha llamado mucho la atención de los medios chinos e internacionales.

Imagina que estás solo en una nave diminuta. Es tu primera vez allá arriba y estás ante el espacio infinito cuando de repente empiezas escuchar unos golpes raro.

¿Qué o quién golpeaba a la nave de Yang cuando estaba solo a cientos de km de la seguridad de la Tierra?

Dato extra: Los astronautas de las dos misiones siguientes, la Shenzhou 6 y Shenzhou 7, en 2005 y 2008 respectivamente, también escucharon el mismo sonido.

Fuente: De Astronautas, Global Times, Ars Technica, BBC, imágenes tomadas de internet


Mario Quiron

Rock Fan Horror & Sci-Fi Fan #𝕸𝖎𝖗𝖒𝖎𝖉𝖔𝖓𝖊𝖘 #VxM

Artículos relacionados

Charlando con Alfonso Araujo: China en tiempos del Covid-19. Primera parte.

Mucho se ha hablado de estadísticas, datos duros y medidas higiénico-sanitarias respecto a la epidemia por el Covid-2019, pero, ¿cómo impacta la vida de las personas? Alfonso Araujo, director del México-China Cente y divulgador de cienci...

¿Cuántos T-Rex vivieron en la Tierra?

Cantidad total estimada de lagartos tiranos, #JuevesDeDinosaurios

#EspeciesInteresantes, pero invasoras.

Un riesgo para los ecosistemas

Manténte al tanto de las principales notas y opinión política del día.



© Derechos reservados CNXS. Diseñado por RedBee.
Terminos y Condiciones | Políticas Privacidad  | Publicidad | Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Back to Top